¡El limite!:

hermoso 2
Ese lugar desconocido y hermoso,
en el cual desaparece el aire que nos rodea
junto con los sonidos.

Donde el tiempo se hace incontable y
donde las personas recuperamos algo,
de lo que a veces se queda por el camino.

En donde fusionamos nuestro presente con el futuro que deseamos,
y donde dejamos caer el pasado que ya no deseamos nos acompañe,
que ya no nos hace falta.

Un lugar en donde la belleza y las paz brotan de algo que puedes casi acariciar,
pero que nunca se deja abrazar del todo,

Una sensación que no recordabas,
que durante mucho tiempo
esperabas como un susurro que te roza al pasar.
Como un dulce escalofrió que te recuerde que aun vives,
que aun sueñas, que aun puedes tambalearte, tropezar y caer.

¡Porque aun crees!,
¡porque aun tienes esperanza!
y por eso cuando caes te sigues levantando.

¡Porque sabes que valdrá la pena!.
¡Porque sabes hacerlo
¡Porque puedes hacerlo.

Porque el limite a veces tu eres quien lo marca,
y eso te hace poderoso a la par que humano.

Nosotros hacemos que el mundo sea uno u otro,
y solo nosotros decidimos seguir luchando.

Ese limite que atraviesas y sin darte cuenta,
pasas al otro lado.

A ese sitio que hace brotar de forma visceral e incontrolada,
lo más hermoso y lo más puro que aun resiste.

Que te hace sonreír,
que te pone los pelos de punta,
que hace que germine un instante la más profunda humanidad.

Esa inocencia que en algún instante
interrumpió la vida,
porque pensó que molestaba demasiado
en un mundo sin inocencia ni inocentes.

Ese limite maravilloso,
que te mantiene entre la cordura,
en un mundo que parece hace tiempo se dejo atrapar,
por alguna clase de locura siempre insatisfecha.

Ese limite, maravillosamente libre y salvaje,
del que solo podemos captar parte de su esencia,
pero que nos invita a buscarlo,
y que nos dice que esta ahí fuera esperándonos,
a través de momentos como este.
——————————–
22 Novembere – Nikon D7000 – Adra, Almería (Spain)

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario